martes, 5 de noviembre de 2013

La motivación en las PYMES

por Marcelo Vázquez Avila


Fomentar la motivación en las organizaciones es fundamental para la buena marcha de la empresa, tanto para la consecución de los objetivos empresariales, como para lograr un adecuado clima laboral. La motivación en las pymes debe ser una asignatura obligatoria y si no sabéis cómo contribuir a la motivación de los colaboradores aquí os dejo 10 formas para  tener  más ideas de cómo motivar:

- Visión y propósito de la empresa y plan de carrera a largo plazo
- Jornadas mejores y conciliación laboral
- Confianza en los líderes
- Buen clima laboral y ambiente de trabajo
- Posibilidad de desarrollarse como uno mismo es
- Palabras de agradecimiento sinceras
- Reconocer públicamente a los empleados más sobresalientes
- Rediseño de tareas de trabajo
- Participar en la fijación de los objetivos empresariales
- Redefinición de objetivos.

A pesar de lo que se podría, en la mayoría de los casos, un aumento salarial no incrementa ni la motivación ni la productividad de los empleados. Y es que un 55% de los empleados opina que el factor económico no es un elemento de motivación. Un 8% declara que sólo les motiva el factor económico y el 33% asegura que el factor económico contribuye a su motivación en el trabajo.

Para motivar al equipo de una PYME, además del dinero, el empresario debe contar con una serie de elementos: proyecto, contenido de trabajo atractivo que supongan reto profesional, aprendizaje, sentido del trabajo, posibilidad de desplegar competencias, habilidades y conocimientos, reconocimiento, autonomía, responsabilidad, participación, comunicación y transmitir el sentido del proyecto de empresa.

El igualitarismo con los empleados de una PYME es menos eficaz que la consideración o el trato diferenciado. Al momento de dirigir personas lo comparo con la familia, puesto que a los hijos se les conoce y se les trata de manera distinta. Así es igual en las empresas: los colaboradores tienen competencias y habilidades, actitudes, conocimientos y motivaciones diferentes y los empresarios PYME deben amoldarse a ellos y saber cuánto pueden exigir y qué puede dar cada uno de ellos. 

El principal beneficio que tiene un empresario PYME en contraposición de una gran empresa es que tiene un mayor contacto con la realidad. Lo hace posible tomando el pulso de la realidad humana del negocio, no necesita intermediarios y por tanto, están mucho más cerca de las asignaciones, seguimiento, supervisión, evaluación, retroalimentación, etc. Todo eso lo puede estar haciendo de primera mano.



No hay comentarios:

Insignia identificativa de Facebook